¿Eficiencia o eficacia?

0
205

Panoramas de Reflexión

¿Eficiencia o eficacia?

Hace algún tiempo una joven estudiante de ingeniería en Gestión Empresarial me preguntó si eficiencia y eficacia significaban lo mismo; es decir, si los dos términos eran idénticos. Dubitativo me dejó, ¡qué preguntita! Pensé, y después de armar por unos momentos mi respuesta le contesté que no. Había una diferencia significativa en los dos conceptos.

Con mucha frecuencia se suele confundir la eficiencia con eficacia y se les da el mismo significado; la realidad es que existe una gran diferencia entre ser eficiente y ser eficaz. El Diccionario de la Real Academia Española define ‘eficiencia’ como la capacidad de disponer alguien de algo para conseguir un efecto determinado. Luego entonces desde el punto de vista de la administración, podemos definir la eficiencia como la relación entre los recursos utilizados en un proyecto y los logros conseguidos con el mismo. Se entiende que la eficiencia se da cuando se utilizan menos recursos para lograr un mismo objetivo. O al contrario, cuando se logran más objetivos con los mismos o menos recursos. Por ejemplo: se es eficiente cuando en ocho horas de trabajo se hacen 60 unidades de un determinado producto. Ahora bien, se mejora la eficiencia si esas 60 unidades se hacen en sólo seis horas. O se aumenta la eficiencia si en seis horas se hacen 70 unidades. Aquí vemos que se hace un uso eficiente de un recurso (tiempo), y se logra un objetivo (hacer 60 o 70 productos). Respecto a la ‘eficacia’, el mismo diccionario la define como la capacidad de lograr el efecto que se desea o se espera. Entonces, desde el enfoque de la misma ciencia de la administración, podemos definirla como el nivel de consecución de metas y objetivos. La eficacia hace referencia a nuestra capacidad para lograr lo que nos proponemos. Ejemplo: se es eficaz si nos hemos propuesto construir un edificio en un mes y lo logramos. Fuimos eficaces, alcanzamos la meta. La eficacia difiere de la eficiencia en el sentido que la eficiencia hace referencia en la mejor utilización de los recursos, en tanto que la eficacia hace referencia a la capacidad para alcanzar un objetivo, aunque en el proceso no se haya hecho el mejor uso de los recursos. Concluimos con esto que podemos ser eficientes sin ser eficaces y también, podemos ser eficaces sin ser eficientes. Lo ideal sería ser eficaces y a la vez ser eficientes. Por ejemplo: se puede dar el caso que se alcanzó la meta de realizar una determinada tarea en una semana tal como se había previsto (fuimos eficaces), pero para poder realizar esa tarea, se utilizaron más recursos de lo normal (no fuimos eficientes). Caso contrario, se utilizaron un diez por ciento menos de los recursos previstos para realizar la tarea pero no se logró terminar en una semana (fuimos eficientes pero no eficaces). Lo ideal sería realizar la tarea en una semana y utilizar no más del cien por ciento de los recursos previstos. En este caso seriamos tanto eficaces como eficientes. Todo lo anterior, la joven y yo, no nos lo hemos sacado de la manga de ningún chaleco, tuvimos que leer e investigar un poco en algunos de mis libros de administración y en el Diccionario de la Real Academia Española para concluir con lo expuesto.

Ya para terminar le salí con otra preguntita ¿Es lo mismo honestidad y honradez? La dejé fría y me contestó espontáneamente con otra pregunta ¿Qué no es lo mismo? Riéndome le dije que no. Por honestidad se entiende la calidad de ser honesto; es decir, ser una persona decente, recatada, pudorosa, razonable o justa; comportarse y expresarse con coherencia y sinceridad, de acuerdo con los valores de verdad y justicia. En su sentido más evidente, la honestidad puede entenderse como el simple respeto a la verdad en relación con el mundo, los hechos y las personas. Por otro lado, la honradez es la integridad en el obrar. Literalmente viene de honor: un hombre honrado es un hombre de honor. Se entiende por honradez el respeto a los bienes ajenos. Sería bueno que en este mundo todos fuéramos honestos y honrados antes que ser eficientes y eficaces que también resulta necesario, Se lo comenté y nos despedimos. Que tenga un buen día.

 

Luis Humberto.

Dejar respuesta