Karime, culpable

Por: Naldy Rodríguez

0
95

Transparencia 3.0

Por: Naldy Rodríguez

 

Nadie pone en duda que los veracruzanos merecen justicia, que el gobierno anterior fue catastrófico, tejió una red de corrupción en diferentes niveles de la estructura social y dejó una estela de irregularidades.

Tampoco se defiende lo indefendible, ni se pide que se pare la justicia, cuanto más pronto se actúe, más dinero se podrá recuperar. Hasta ahora lo recobrado –según informa el gobernador- representaría más o menos el 2.5 por ciento de lo robado por Javier Duarte y su camarilla.

Menos se justifica que desde un organismo asistencial se desviaran al menos 400 millones de pesos a través de 33 empresas fachada, como revela la investigación de Animal Político y Mexicanos contra la Corrupción. Dinero, que seguramente fue a parar en residencias ubicadas en diferentes parte del mundo.

Karime Macías, madre de tres hijos con Javier Duarte, ha sido el “hilo conductor” en esa red de corrupción, aseguran. Y la describen como una mujer fría, calculadora, manipuladora, la artífice de todos los males que aquejan a Veracruz.

Nunca la traté ni recuerdo haber estado cerca de ella, pero sí di seguimiento a irregularidades en las Cuentas Públicas del sexenio anterior como en el Fideicomiso Público de Administración y Operación del Parque Temático Takhil SuKut.  No entregaron estados de cuenta ni reportaron cómo se utilizaron cerca de 12 millones de pesos en el año 2015.

Y la Cumbre Tajín era producida por Brenda Tubilla Muñoz, prima de la ex primera dama. También estuvo a cargo de eventos especiales y espectáculos en los primeros cinco años del gobierno pasado.

Del DIF no se dijo nada porque el ORFIS nunca reportó irregularidades en el uso de los recursos públicos. Tampoco hay denuncias penales como se puede constatar en el siguiente link http://www.orfis.gob.mx/denuncias-penales/ donde aparecen las 139 denuncias interpuestas por daños patrimoniales.

Claro que le creo al gobernador, que es una “nimiedad” el gasto realizado para ubicar a Karime y seguirla –supongo- durante días, frente a la vida de lujos que se da la mujer de 44 años en Londres, Inglaterra, una de las ciudades más caras de todo el mundo; pero también creo que se deben hacer bien las cosas para realmente conseguir justicia.

En Veracruz, los efectos negativos de la corrupción se extienden a diferentes sectores, niveles y estratos, desde la función pública hasta asociaciones civiles y la propia ciudadanía; es un estado lastimado en sus instituciones por el desvío de recursos públicos, pero también por violaciones graves a los derechos humanos: secuestros, desapariciones forzadas y otras vejaciones.

El juicio mediático ya lo hicimos y tenemos el veredicto: culpable; pero falta el proceso en el nuevo sistema penal acusatorio. Ahí es donde me surgen algunas dudas…

 

¿Por qué el ORFIS no vio ninguna irregularidad en el DIF Estatal?

¿Las evidencias presentadas en un video de 8 minutos y en dos carpetas podrán ser consideradas como “pruebas lícitas” en un juicio?

¿Se puso o no en aviso a la ex presidenta del DIF Estatal, con los detalles de su ubicación y lugares que frecuenta?

¿Le están dando elementos a Karime para que su principal defensa sea la persecución política?

 

“La esperanza es el sueño del hombre despierto”: Aristóteles

 

Twitter @ydlan

Transparencia3.0@hotmail.com

Dejar respuesta